548

Sé que vos lo sabés mucho mejor que yo, pero bien vale que, si no lo hice antes, lo deje anotado aquí: un día terrible no se olvida con sólo tomar la precaución de arrancar del calendario la hoja que le toca porque hay también la memoria insobornable del cuerpo que, a su modo, siempre te dirá que las grandes cosas no le ocurren a pequeños hombres.
Y si de algo sirve, mi abrazo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s